Altas temperaturas en la Región Caribe han incrementado demanda del servicio de energía

 

 

Los usuarios de la Región Caribe vienen experimentando altas temperaturas asociadas a comportamientos climáticos, situación que conlleva al incremento en el uso de equipos eléctricos como ventiladores y aires acondicionados.

Ante este panorama, en los últimos días se han presentado incrementos cercanos al 10% en promedio de la demanda de energía, con respecto a los años 2019 y 2020, situación que ha provocado sobrecarga en algunas instalaciones y, por tanto, se han generado fallas en determinados circuitos de Afinia.

Entre los días 17 y 19 de julio la demanda de energía osciló entre un 4 y 6% más que lo registrados en periodos anteriores, mientras que en la semana en curso los incrementos han llegado hasta el 9% en promedio con respecto a los datos registrados en 2019, con mucha mayor relevancia en la zona de Córdoba y Sucre cuyo crecimiento ha estado por encima de 11 puntos porcentuales.

Esta situación ha impactado, por ejemplo, el circuito Montería 6 en las últimas noches, por lo que se han percibido interrupciones en la zona norte de Montería y así mismo, en el municipio de Sahagún.

Es importante hacer un llamado al uso racional y eficiente del servicio de energía eléctrica, por lo que la empresa reitera las siguientes recomendaciones para motivar a los usuarios a adoptar hábitos de consumo:

– Abrir las ventanas para que circule aire natural al interior de la vivienda, especialmente en horas de la noche y la mañana para ventilarla.
– En horas de máximas temperaturas, se deben cerrar las cortinas para conservar frescos los espacios, en la medida de las posibilidades.
– Optimizar los espacios de trabajo y estudio en los hogares, con el fin de evitar utilizar varios equipos de ventilación en simultáneo.
– Las aspas de los ventiladores deben permanecer limpias para optimizar su funcionamiento.
– El aire acondicionado debe tener un mantenimiento periódico para su correcta operación. Además, se puede regular se temperatura entre los 23 y 24 grados mientras se esté utilizando y asegurarse que las habitaciones estén completamente cerradas.
– Aprovechar al máximo la luz solar con el fin de reducir el uso de bombillos.
– Hacer mejor uso de la nevera para mantenerle en la temperatura ideal.
– En horas de la noche, que es cuando mayor energía se consume, se debe evitar el uso de planchas de ropa, secadores o planchas para el cabello, entre otros equipos de alto consumo energético.
– Por último, es importante apagar o desconectar todos aquellos equipos que no estén siendo utilizados.