Con el uso de estufas ecoeficientes más de 5000 familias del Cesar ayudan a mitigar efectos del cambio climático

Con estufas ecoeficientes, más de 5.000 familias del departamento del Cesar contribuyen a mitigar los efectos del cambio climático en el bosque seco tropical mientras mejoran sus condiciones de vida. Esta es una de las acciones estratégicas con las que Corpocesar impulsa el desarrollo sostenible en el departamento, además de obras de prevención del riesgo de desastres en diversos municipios y reforestación en zonas de escaso recurso hídrico.

“Con el liderazgo de Corpocesar estamos entregando obras que certifican el trabajo que en materia ambiental venimos adelantando. Desde aquí, desde la otra Colombia, desde el sur del Cesar, queremos enviarle un mensaje al país de que las comunidades construyen paz con resultados concretos como el de hoy de las estufas ecoeficientes. El Cesar es modelo en gestión ambiental y es un departamento líder.Estos son los resultados de este gobierno, que deja las bases para la paz, la protección del ambiente y la conservación de nuestros activos naturales”, dijo el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Luis Gilberto Murillo.

La entrega de cerca de 1.000 estufas ecoeficientes a familias de San Alberto y Aguachica (Cesar) se suma al programa impulsado por Corpocesar, que ya cuenta con 3200 beneficiarios de estufas ecoeficientes en todo el departamento, como una estrategia para disminuir la presión sobre los bosques y conservar las cuencas hidrográficas, mitigando de esta manera los efectos de la deforestación indiscriminada para ayudar a la estrategia de carbono neutro y los compromisos de Colombia en la COP 21.

 “Con estas entregas de estufas ecoeficientes la Corporación Autónoma Regional del Cesar pasa de 5000 familias beneficiadas en todo el departamento, disminuyendo la presión sobre los bosques y la tala de madera en más del 60%, sobre todo en aquellas zonas de la serranía de Perijá y de la Sierra Nevada de Santa Marta, los ecosistemas montañosos más importantes de nuestro departamento”, indicó Kaleb Villalobos Brochel, Director de Corpocesar, quien explicó que  esta medida disminuye la emisión de Gases de Efecto Invernadero y la presión que hay sobre los recursos del bosque.

El departamento del Cesar ha centrado su estrategia en aplicar la ciencia y tecnología, para lograr territorios climáticamente inteligentes, haciendo énfasis en la educación y comunicación en temas de adaptación alcambio climático, lo que complementa logros como la declaratoria de 23.000 hectáreas de áreas protegidas, “y estamos en proceso de declaratoria de otras 50.000 hectáreas aproximadamente, sobre el complejo cenagoso de Zapatosa. La declaratoria del complejo cenagoso como humedal Ramsar es algo también importante, es tal vez la noticia ambiental más importante que ha tenido el departamento del Cesar en los últimos años y que significa la protección de estos ecosistemas contra la minería contra actividades que los degraden. El Cesar se adapta al cambio climático y ha sido definitivo y muy importante el apoyo y el respaldo que hemos recibido del Gobierno Nacional en nuestra jurisdicción” señaló Villalobos Brochel.

El Cesar es uno de los departamentos que ha tenido resultados importantes en el país frente a la adaptación y mitigación del cambio climático, identificando las necesidades propias de la región, avanzando en temas como el Plan Integral de Cambio Climático, que actualmente se está implementando y que tuvo una inversión de $2.280 millones e incluía la formulación de los planes de otros 5 departamentos.

 Adicionalmente, el Plan de Desarrollo Departamental incluye criterios de cambio climático, al igual que seis planes municipales: Astrea, Bosconia, Chiriguana, El Copey, Tamalameque y Valledupar.

Otras acciones estratégicas que ha emprendido el Cesar, han sido la reforestación en zonas con escaso acceso al recurso hídrico a través de la tecnología waterboxx; un instrumento que permite plantar árboles con un mínimo de agua, la que además es reutilizada y al cabo de 2 años el proyecto es autosustentable y no requiere riego adicional.

 El sistema se encarga de capturar el agua del aire a través de la condensación y la lluvia, sin la necesidad de utilizar la energía, previniendo que se evapore el agua de la tierra, obteniendo una tasa de supervivencia del 100%, comparado con árboles sembrados de manera tradicional.

Además, se está recuperando en Aguachica el Parque Potosí, donde entre otras acciones como limpieza de nacederos de agua, praderización y elementos para la recolección de residuos, se están recuperando taludes para la prevención del riesgo de desastres y pronto se entregarán 120 metros cúbicos de gaviones para su estabilización en un trabajo conjunto de Corpocesar y la Alcaldía Municipal con la empresa de servicios públicos de Aguachica.

Durante su visita al sur del Cesar, el Ministro de Ambiente  anunció recursos por cerca de 36.000  millones de pesos para la limpieza del caño del Cristo que ya está en proceso de viabilidad por parte de su cartera. «Nuestro propósito es dejarlo asegurado y financiado con recursos del presupuesto nacional, del Fondo Nacional Ambiental y depronto con recursos del impuesto al carbono. Debemos buscar entre todos como lo dejamos viabilizado, este es un proyecto muy importante ya que también es de adaptación al cambio climático”, explicó el Ministro Murillo.

Adicionalmente, destacó que entre el 2017 y lo que va de 2018 se han puesto en marcha 13 proyectos en la región, que cuentan con una inversión del orden de los $108.406 millones y agregó que, “además este departamento es escenario de reconciliación gracias al Bosque de Paz ‘Consuelo Araújo Noguera’, del Parque Nacional Natural Los Besotes, en el municipio de La Paz, inaugurado el 26 de mayo de 2017, que ya tiene 69.000 árboles sembrados en 400 ha y contó con una inversión de $3.500 millones de pesos”.

Con la siembra simbólica de un árbol y  un recorrido por el  parque Potosí y el Bosque del Agüil, un pulmón ecológico y turístico en Aguachica, el  jefe de la cartera ambiental, concluyó su jornada en el departamento del Cesar que  contó además con la compañía de los alcaldes de Aguachica, Henry  Ali Montes; San Alberto, Pedro Rafael Chigara y el alcalde de Río de Oro, Carlos Albeiro Meneses.