Belisario Betancur puso a ‘caminar’ a los analfabetas a ritmo de vallenato

Por Juan Rincón Vanegas
@juanrinconv

Corría el año de 1985, cuando se inició la más grande campaña de alfabetización en Colombia promovida por el entonces presidente Belisario Betancur Cuartas, y se logró que la música vallenata tuviera incidencia para que más de tres millones de colombianos aprendieran a leer y escribir.

La campaña denominada ‘Camina’ tuvo la mayor motivación cuando se convocó al cantautor Diomedes Díaz Maestre, quien compuso el paseo que le dio la vuelta al país convirtiéndose en un himno de la propuesta alfabetizadora.

Teniendo la idea y la estructura de la masiva campaña que comprendía dos cartillas: ‘Leo y escribo’ y ‘Hago cuentas’, seguía el paso de contactar a Diomedes Díaz, por solicitud del entonces Presidente de la República, quien al enterarlo se mostró dispuesto a ir hasta Bogotá.

El día de la entrevista a Diomedes, lo acompañaron a Casa de Nariño sus amigos Jaime Araújo Cuello, Gustavo Cabas Borrego, Hernán Baute Meza y Gustavo Castro Guerrero.

“Para cumplir la cita ‘El Cacique’ llegó feliz de Valledupar, y se le compró un vestido entero para la ocasión. Cuando estuvo en el despacho, el Presidente, luego de resaltar sus cualidades artísticas, lo puso al tanto de la campaña. Diomedes se entusiasmó demasiado porque conocía muy de cerca el problema del analfabetismo, especialmente en su territorio guajiro”, recuerda Gustavo Cabas.

Compromiso de ‘El Cacique’

Durante gran parte del diálogo con el presidente Belisario Betancur, Diomedes le daba las gracias por haberlo tenido en cuenta, prometiendo que sin mucha demora compondría y grabaría la canción.

El encuentro de más de dos horas incluyó disertación sobre poesía y cultura vallenata, y concluyó con varios versos de Diomedes Díaz al Presidente.

La misión comenzaba, y al día siguiente ya se tenía gran parte de la canción que fue surgiendo poco a poco, teniendo la esencia del mensaje ideal para la campaña nacional de alfabetización. Con una claridad absoluta ‘El Cacique’ hizo la canción que trajo beneficios a muchas personas del país, especialmente a los adultos mayores.

Hermanos de Colombia vamos todos
a hacer de nuestra patria la más bella
camina hermano mío para que aprendas
a leer y escribir por si no sabes.

Camina para que veas que más tarde
serás una persona diferente
porque eso es muy bonito si tú sabes
leer y escribir correctamente.

Los aplausos de sus amigos no se hicieron esperar porque estaba adecuada al deseo del presidente para sacar adelante una campaña que era definitiva. Poco a poco, el artista fue hilvanando versos hasta que estuvo lista la segunda estrofa.

Si vives en el campo y no puedes
llegar todos los días hasta el colegio
le dices a un amigo que te lleve
una cartilla, un lápiz y un cuaderno.

No importa que estés cerca o estés lejos
Camina te los lleva hasta la puerta
y así dentro de poco no tendremos
ni un solo colombiano analfabeta.

Cuando la canción se repasó de principio a fin y todo quedó finiquitado, Diomedes solicitó llamar al Presidente de la República para cantársela de una vez y obtener el visto bueno para la grabación.

“Efectivamente, se contactó vía telefónica a su secretaria, y ella puso en la línea al presidente. Diomedes se la cantó y el presidente no dudó en manifestar que esa era la canción que se requería para que la campaña fuera exitosa, tal como sucedió”, comentó Gustavo Cabas.

Diomedes se sentía satisfecho de haber puesto a caminar en su memoria ese mensaje que tenía como objetivo recorrer el abecedario de la A hasta la Z, para que millones de colombianos conocieran y unieran esas letras que eran el mejor ejercicio para dejar las largas filas del analfabetismo.

La canción ‘Camina’ vino incluida en la producción musical ‘Vallenato’ de Diomedes Díaz y el Rey de Reyes Gonzalo ‘El Cocha’ Molina, grabada en el año 1985 para la disquera CBS.

“Diomedes siempre comentaba que esa canción hizo posible que muchos niños, jóvenes y adultos se esmeraran por aprender a leer y escribir con el programa ‘Camina’ de Belisario Betancur, quien a través de una carta le agradeció por poner su talento al servicio de Colombia”, finalizó diciendo Cabas Borrego.

Bachiller Honoris Causa

En esta historia de caminar buscando sembrar letras en la memoria para poder leer y escribir, aparece como protagonista Diomedes Díaz, quien tuvo pocos estudios, pero aprendió a trabajar desde pelao y a cantar versos del alma para que el colectivo supiera que “Esta vida que yo tengo, es muy bonita, es muy bonita/ pa’ que no se me acabara, fuera bendita, fuera bendita/ pa’ poder vivir cerquita, de las cosas que más quiero, que no me pusiera viejo, pa’ estar siempre jovencito, cantando, cantando, versos bonitos”.

En medio de los recuerdos, aparece el día miércoles primero de diciembre de 1993, cuando Diomedes fue exaltado como Bachiller Honoris Causa en el colegio nacionalizado ‘Hugues Manuel Lacouture’, de su tierra natal La Junta, La Guajira. En esa ocasión, el cantautor recordó un verso de su canción ‘El profesional’:

Me inclinaba cuando fui un alumno
siempre ser un buen profesional,
y como no tuve pa’ estudiar
fueron imposibles mis estudios.

Después de recibir el diploma de Bachiller Honoris Causa, con la naturalidad que lo caracterizaba y saltándose las gracias a la institución educativa, dijo: “Nunca pensé llegar a ser bachiller. Mamá, Papá, ya soy bachiller”. En esa frase conjugó todo el agradecimiento a esos seres queridos que se la jugaron por su hijo, y que en el preciso momento supieron tomar el cauce indicado porque sabían que las cosas del alma valían mucho más que el dinero.

La obra musical de Diomedes Díaz no se suscribió únicamente a cantarle al amor, a la naturaleza, a las historias de su vida, a su fanaticada, a sus amigos; sino que hizo una pausa para llamar la atención a todos los que quisieran caminar rumbo a ser letrados y prestar un mejor servicio al país, teniendo como gran alternativa la canción ‘Camina’.

Recuerda que la unión hace la fuerza
y unidos viviremos en familia,
y una familia unida si progresa
entonces Colombia, enseña a Colombia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *